Abstract Possible

ES / EN

Maria Lind, curadora de la exposición nos comenta sobre su interés en la abstracción económica relacionada al arte.

Tags: ,

Maria Lind: Existe un presupuesto básico del materialismo marxista según el cual bajo el capitalismo todas las relaciones son abstraídas o alienadas porque, digamos, no conocemos realmente su valor; hay algo que pasa en el proceso que nubla la relación entre la cantidad de tiempo que se invierte en producir algo y el valor y el costo de ese algo, ya sea un bien o un servicio u otra cosa. Lo que tenemos en la abstracción económica es una especie de situación totalizante; si aceptamos esta descripción, entonces sin duda vivimos bajo una abstracción. Tenemos ahí una especie de de condición cultural societal, es algo de lo que no podemos escapar, en lo que estamos enredados vayamos a donde vayamos y hagamos lo que hagamos, y entonces es cuando resulta interesante pensar acerca de las estrategias de repliegue, de retirada, de abstracción, porque son un intento por contrarrestar lo anterior, sabiendo que es imposible quedarse fuera y no abandonar la posibilidad de crear algo paralelo, algo separado, algo con otras reglas, con otras condiciones y posibilidades.

Creo que casi siempre hay una consideración de valor, si no es que un juicio, que acecha en todo lo que hacemos. Quizá tú y yo estemos de acuerdo en que hay muchas razones para ser escépticos respecto de cómo se está desarrollando la cultura, con la comercialización, el tipo de cosas que se ofrecen en la televisión comercial, cómo los espacios públicos y las ciudades han sido conformados, etc. También probablemente estaríamos de acuerdo en que es importante que se nos ocurra otra cosa, pero quizá no seamos realmente capaces de hacerlo en televisión o en el espacio público, pero podemos intentarlo en otros ámbitos, como lo han hecho ustedes con Salón, que también forma parte de la exposición: tu propia entidad, donde estás más en control, donde puedes determinar qué se hace y cuándo y cómo; como quien dice: hay mayor autodeterminación. Así que, sí, sí hay un juicio de valor en esto, pero al mismo tiempo también me inclino a decir que como en el arte, la cuestión más importante no es si es bueno o malo; es si es interesante o no, relevante o no.

Deja un comentario

Tu correo es privado. Los campos con * son requeridos para comentar

*